Cada 3 de septiembre se celebra el Día Mundial de la Higiene con el objetivo de promover medidas de limpieza para el cuidado de la salud de la población, tanto en el ámbito sanitario como en cada uno de los hogares.

Se entiende higiene como:

  • Limpieza aseo de lugares o personas,
  • Hábitos que favorecen la salud.
  • Parte de la medicina, orientada a favorecer hábitos saludables, en prevención de enfermedades.
  • Reconocimiento, evaluación y control de aquellos factores y tensiones ambientales que surgen en el lugar de trabajo y que pueden provocar enfermedades

Según datos de UNICEF, lavarse las manos con jabón puede reducir la incidencia de infecciones respiratorias en un 23%, acción que ha sido clave frente a la pandemia de  COVID-19. Los especialistas recomiendan convertir en hábito esta sencilla práctica: se trata de una de las maneras más eficaces y económicas de prevenir enfermedades.